miércoles, 16 de marzo de 2011

Normas del buen hablante y el buen oyente

Normas del buen hablante:


  1. Mirar al oyente u oyentes.
  2. Expresarce de forma clara y sencilla.
  3. Evitar pasar de un tema a otro desordenadamente.
  4. Utilizar un tono de voz apropiado: ni muy alto ni muy bajo.
  5. Una vez que expresa su mensaje, debe ceder la palabra al oyente u oyentes, entonces se convierte en receptor.
Normas del buen oyente:


  1. Mirar al hablante.
  2. Prestar atención y no hacer ruidos molestos.
  3. Respetar la opinion del hablante.
  4. Guardar silencio hasta que le corresponda hablar.
Ejemplos de las normas del buen hablante:



  • Si un niño está hablando con su familia y enves de mirarlos a la cara, está viendo por la ventana, a los oyentes les llama la atención porque el hablante mira para allá y voltean, se desconcentran y  después no entienden.
  • El hablante debe adecuar su vocabulario depende de con quién está hablando, es diferente hablar con niños que con adultos, ya que si le hablamos a los ñinos como si fueran adultos y viceversa no entenderán, ya que se utilizan diferentes palabras para los niños que para los adultos.
  • Una profesora de Castellano que da el concepto de verbo y un ejemplo de adjetivo, confunde a los alumnos y no entiende ya que son temas diferentes.
  • Al hacer una exposición se debe tener un tono de voz apropiado porque si gritamos aturdimos a los oyentes y si hablamos muy bajito no escuchan, por lo cual no entienden.
Ejemplos de las normas del buen oyente:
  • Cuando un profesor de matemática está dando la clase y los alumnos no lo miran y se distraen haciendo ruidos moloestos o hablando con otras personas, se confunden y no entienden.
  • Si mi mamá me está hablando, debo esperar que termine de hablar y llegue mi turno, porque sino la interrumpiría, sería falta de respeto y el mensaje no llegaría bien por lo cual no entenderé.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada